Saltar al contenido

Semana 12 y 13 viviendo el paraíso

mayo 29, 2019

Bueno ya estamos en casita, llegamos muy cansados, nos tomamos la sopita que mi mamá nos había preparado (que por cierto estaba deliciosa) y a las 20 horas ya estábamos en la cama.

cultivos

Contratando internet en Marsella

Al día siguiente intentamos contratar internet y por falta de información metimos las patas con una empresa, en la cual fue una estafa total, nos prometieron el cielo y la tierra y aunque no era barato, nos metimos en el contrato, y resultó que todo lo que nos dijeron eran verdades a medias.

El técnico encargado de hacernos la instalación del internet, nos dio una información incorrecta para nuestra contratación, lo que redujo mucho la capacidad de nuestro internet, obviamente nos dimos cuenta de todo esto cuando ya se había firmado el contrato.

Después de muchas peleas con el personal de esa empresa conseguimos darlo de baja y contratar otra que tenía mucha más capacidad para lo que nosotros necesitamos para trabajar.

Siendo mimados en casa de mamá

hogar

Aparte de eso hemos estado en casa bastante bien, con los cuidados de mi madre y de la compañera de piso de ella que se llama Isabel y es un amor con nosotros, nos estamos alimentando increíblemente bien y estamos súper contentos de esta aquí.

Hemos ido a visitar a algunas tías mias y nos lo pasamos pipa, porque en esas casas les encanta jugar y a nosotros también, jejeje y hay que llevar monedas para poder jugar al bingo, al dominó o al parqués, así nos entretenemos y compartimos con mi familia.

Una de esas casas era la finca donde mi madre se crió y en algún momento de nuestras vidas tambíen vivimos nosotros (mi madre con mis hermanos y yo), nos lo pasamos muy bien además le enseñé muchas cosas a Carlos, como el proceso del café desde la siembra hasta el producto final como lo conocen en España (café molido, listo para el consumo).

frutas

Visitando la familia

También subimos hasta la cima de una montaña y pudimos hacer muchas fotos chulas, con las vistas tan bonitas que hay, recogimos frutas para traer a la casa (mangos, naranjas, limones, papayas, plátanos, aguacates..) comimos sancocho de gallina y nos echamos a hacer la siesta, cuando nos levantamos nos estaba esperando el bingo para jugar.

Otro día fuimos con mi papá que tiene un carro y va por el campo transportar estudiantes que vienen desde allí a estudiar en los colegios del pueblo, lo acompañamos por allá y nos lo pasamos bomba jejejjejej, hay unas vistas muy bonitas y recojimos mangos y nos hicimos muchas fotos.

jeep

También hemos salido un poco por el pueblo y fuimos a la casa de la cultura que es un lugar muy emblemático y jugamos un poco de triqui o (tres en raya como lo conoce Carlos), después salimos a comer arepa con queso en el parque (que me encantan, me vuelven loca🤤🤤) la noche del sábado salimos a cenar con Isabel y con mi mamá, nos reimos mucho y la comida estaba muy rica.

Paseando por el pueblo

Todavía no hemos podido viajar para hacer turismo. Primero porque la carretera para salir de mi pueblo a la ciudad, como es había comentado en la semana anterior tiene muchas curvas y Carlos no se atreve a ir por esa carretera (nos tocará contratar un helicoptero para poder salir de aquí 🤣🤣🤣🤣)

cena familiar

Y segundo porque todos estos días hemos estado desatrazandonos de trabajo y en las saliditas que hacemos a la calle, nos paramos en cada esquina para saludar a familiares y amigos.

Hemos hablado con una persona que mueve masas aquí, principalmente porque se preocupa por el desarrollo de los jóvenes y del pueblo y hemos quedado con ella para poner en marcha un proyecto que tenemos para los jovenes de mi pueblo.

Se trata de una charla sobre Marketing Digital, porque creemos que aquí no se debe de conocer mucho acerca del tema y nos gustaría abrirle el horizonte a loc¡s muchachos para que se den cuenta de que por medio de un computador y de internet es posible ganar dinero.montañas

 

Optimized with PageSpeed Ninja